Internacionales

Lo confundieron con otro hombre y lo desconectaron de la máquina de cuidados intensivos

El herido era Elisha Brittman de 69 años pero creían que era Alfonso Bennet. En vista de la falta de mejoría, la familia Bennet autorizó la desconexión desconociendo que este no era su familiar.

La confusión se dio luego de encontrarlo inconsciente, con el rostro desfigurado debajo de un auto.

Al hospital Mercy de Chicago, Estados Unidos, llegaron los familiares de Bennet quienes se confiaron de una fotografía en la que se basaron las autoridades para identificar al herido pese a que nunca le encontraron documentos.

Con el paso de los días y la falta de respuesta del paciente, la familia de Bennet autorizó que fuera desconectado de la máquina vital, toda vez que no hallaban mejoría.

Mientras esto ocurría, la familia de Brittman, el verdadero hombre herido, lo buscaban desesperadamente por todo el Distrito y dieron aviso a las autoridades.

La situación se aclaró cuando en medio de un asado que realizaba la familia de Bennet, este se presentó sano y salvo.

Fue ahí cuando la identidad de Brittman fue aclarada en la morgue producto de una prueba dactiloscópica.

Por esa confusión, las familias de ambos hombres demandaron a la ciudad de Chicago y al Mercy Hospital, argumentando negligencia. Todos coinciden en que esta tragedia se habría evitado si desde un principio le hubieran hecho un examen dactiloscópico al hombre que la policía encontró bajo el vehículo.

Comentarios de Facebook

Eduardo Luis Cantillo

Comunicador Social y Periodista - Universidad Sergio Arboleda Director Eventos Santa Marta
Botón volver arriba
Cerrar