Santa MartaVirales

Lo conoció, se enamoró y la estafaron en Santa Marta

De acuerdo a la mujer denunciante, el hombre de quien solo sabía que se llama Alex, se aprovechó de su necesidad amorosa y luego de pedirle prestado 300 mil pesos desapareció de su vida.

Hoy la joven de 26 años y residente en Santa Marta, llegó hasta la Fiscalía a instaurar la denuncia para ver si así logra recuperar el dinero perdido ya que el amor que creyó haber encontrado se le esfumó.

La historia se dio en Santa Marta, en donde la ingenua dama se dejó llevar de las redes sociales y a través de una nueva aplicación de parejas en Facebook, creyó haber encontrado su media naranja.

Resulta que luego de aceptar prestarle el dinero a su galán, este desapareció y ni más supo de él.

Hoy la fémina, afectada por sufrir una desilusión amorosa, espera recuperar el dinero invertido, pues manifiesta que el desamor con los 300 mil en su bolsillo, quizás le duele menos.

“Soy una tonta, yo creí en lo que me decía, me montó en un patín del que yo no me quería bajar y ajá, caí”.

Sumida en la decepción, la mujer espera que con esta publicación, el tal Alex se conmueva, la busque y le regrese la plata.

Se supo que en el momento de hacerle la consignación a Alex, este le envió la cédula y los datos de un sujeto quien supuestamente era un mecánico al que le debía.

Sin embargo, el tal mecánico, resultó siendo un taxista al que Alex usó para viajes de paseos hacia el sector de Palomino.

“Cuando él desapareció yo me puse a indagar el nombre y la cédula que me había mandado del supuesto mecánico y descubrí que era un taxista que le había hecho varias carreras que sumaban ese valor”, dijo la afectada .

Eventos Santa Marta al constatar la información suministrada por la denunciante, confirmó que efectivamente se trataba de un taxista residente en Santa Marta, el cual aseguró no conocer al tal Alex, y qué simplemente se trató de un curioso sistema de pago por el servicio prestado.

Hoy, con la fe de recuperar lo suyo, la mujer le pide a Dios que le regresen su dinero para así suplir las necesidades para las cuales tenía destinado el dinero, pues se suponía que era un simple préstamo de unos días.

Nota de redacción: La mujer nunca conoció en persona a Alex, siempre fue por WhatsApp.

Comentarios de Facebook
Botón volver arriba
Cerrar
Cerrar