Virales

Niña de 13 años encuentra un Dorito inflado y la marca la recompensa con 17.000 euros

En un primer momento publicó una subasta en eBay, que finalmente fue retirada. La marca le quiso premiar por su "audacia y espíritu emprendedor".

Imagina abrir tu bolsa de Doritos recién comprada y encontrarte que uno de ellos, en lugar de estar plano como todos, está lleno de aire. ¿Te lo comerías igualmente? La protagonista de esta historia no lo hizo, sino que lo puso a la venta en eBay y ahora ha recibido la friolera cantidad de 17.000 euros.

Tras subirlo a la plataforma, Rylee Stuart rápidamente recibió ofertas de miles de dólares. La subasta, que comenzó por apenas un dólar, rápidamente alcanzó cifras que la joven no podía imaginar: hasta 100.000 dólares. Pero el anuncio fue deshabilitado, pues como confirma en News se trataba de un experimento para ver lo que podía llegar a pasar.

Sin embargo, fue la propia marca del producto la que recompensó a la joven australiana de 13 años. El hallazgo se hizo viral a través de TikTok, red social en la que el vídeo con el Dorito lleno de aire alcanzó al instante los dos millones de visualizaciones. “Han sido un par de días vertiginosos para Rylee y su familia, y nos ha encantado seguir su historia”, dijo la directora de marketing de Doritos en Australia, Vandita Pandey.

La responsable de marketing en Australia asegura que quedaron impresionados con “la audacia y el espíritu emprendedor” de la joven, por lo que quisieron asegurarse de que ella y su familia fueran recompensadas “por su creatividad y amor por Doritos”.

@m0mmymilkerza

Reply to @awhitsroblos WTH IDL WHAT TO DO #fyp #tiktok #doritos #duet #gobid

♬ original sound – Not The Dorito Girl

Tentación de comerlo

En unas declaraciones para 9News, Stuart reconoce haber tenido la tentación de comerse el Dorito, pero, para su fortuna, no llegó a hacerlo. “Estaba a punto de comerlo, y pensé que sería mejor guardarlo para más tarde”, reconoce. Una vez publicado en eBay y viendo que le llegaron a ofrecer hasta 10.000 dólares, asegura que le entraron ganas de gritar. “Mi papá dice que como él compró la bolsa el Dorito debería ser suyo, pero como yo lo encontré creo que me pertenece a mí”.

En su vídeo de la mencionada red social se pregunta si se trataba de algo valioso o si, por contra, podía comérselo como si nada. Por suerte, hizo lo primero y ahora puede disfrutar de una nada desdeñable suma de dinero.

Comentarios de Facebook
Botón volver arriba