Salud

Comer un perro caliente podría quitarle 36 minutos a tu vida, según estudio estudio

Según sus hallazgos, los investigadores sugieren: disminuir los alimentos con los impactos más negativos para la salud y el medio ambiente, incluida la carne con alto contenido de procesamiento (como los perros calientes), la carne de res, los camarones, seguidos de la carne de cerdo, el cordero y las verduras cultivadas en invernadero.

Comer un perro caliente podría quitarnos 36 minutos de vida saludable, mientras que elegir comer una porción de nueces en su lugar podría ayudarlo a ganar 26 minutos, al menos eso afirma un estudio de la Universidad de Michigan, y publicado en la revista Nature Food.

 

El estudio, que evaluó más de 5.800 alimentos, clasificándolos por su carga de enfermedades nutricionales para los humanos y su impacto en el medio ambiente, descubrió que sustituir el 10% de la ingesta calórica diaria de carne de res y carnes procesadas por una mezcla de frutas, verduras, nueces, legumbres y mariscos selectos podría reducir su huella de carbono en la dieta en un tercio y permitir que las personas ganen 48 minutos de minutos saludables por día.

 

La noticia de que comer un hot dog podría quitarnos 36 minutos de vida fue motivo de gran sorpresa para los neoyorquinos, ya que Nueva York ocupa el segundo lugar entre las que más consumen hot dogs (superada solamente por Los Angeles). Según el Consejo Nacional de Perros Calientes y Salchicas (NHDSC, por sus siglas en inglés), los neoyorquinos gastan cada año 101 mil millones de dólares en hot dogs.

 

No se sabe el efecto que este estudio podría tener en el mercado neoyorquino, pero sus investigadores esperan que se tome con seriedad su estudio, el cual abarca un nuevo índice nutricional basado en epidemiología llamado Health Nutritional Index. En él, los investigadores desarrollaron una fórmula que calcula la carga neta de salud beneficiosa o perjudicial en minutos de vida saludable vinculada a una porción de comida consumida.

 

Según sus hallazgos, los investigadores sugieren: disminuir los alimentos con los impactos más negativos para la salud y el medio ambiente, incluida la carne con alto contenido de procesamiento (como los perros calientes), la carne de res, los camarones, seguidos de la carne de cerdo, el cordero y las verduras cultivadas en invernadero.

 

Además de advertir que comer un perro caliente podría quitar 36 mintuos de vida saludable, recomendaron incrementar los alimentos más beneficiosos desde el punto de vista nutricional, incluidas las frutas y verduras cultivadas en el campo, las legumbres, las nueces y los mariscos de bajo impacto ambiental.

 

Comentarios de Facebook
Botón volver arriba